Domingo 22 de enero de 2017

Mejora parcial hoy, fuertes tormentas el fin de semana

Viernes 6 de enero de 2017

Opinar sobre el tiempo es un deporte muy argentino, y sabido es que en deportes todos los argentinos somos directores técnicos. Y cuando la cuestión del tiempo se presenta dudosa “ponele inestable” dice el pibe que sabe, que siempre encontramos en todo equipo de noticias.  Así el concepto de tiempo inestable ha perdido su significado meteorológico, para expresar la duda sobre las características de las precipitaciones.

Tiempo inestable, no lluvioso
El miércoles pasado, una locutora de un canal privado local objetó que “los pronósticos anunciaban para la semana tiempo inestable y no llovió”. Es que justamente el término meteorológico inestable no significa lluvia, sino importantes cambios en el estado del tiempo, y quizás alguna llovizna, que no es lluvia, sino la etapa previa del proceso de precipitación. Más concretamente, el intenso calentamiento del suelo eleva las capas bajas de la atmósfera que se tornan más livianas al calentarse,  en una suerte de “chimeneas invisibles” del proceso denominado convección. Al elevarse y enfriarse, la humedad del aire se condensa y forma las nubes. El aire al enfriarse  desciende y se forma así la “turbulencia” que constituye el paso previo a la formación de lluvias y tormentas. Es “tiempo inestable”, y sólo le falta un disparador que es la energía atmosférica, para unir las gotas de humedad como capas de cebolla hasta alcanzar el peso suficiente para precipitarse como lluvia. Esa inestabilidad es la que tuvimos hasta el miércoles en el Sur de la provincia, ya que el Norte continuó “estable” con lluvias y tormentas. La energía llegó el miércoles a la noche con un frente fuertemente tormentoso. Podríamos decir que ayer estuvo “establemente” lluvioso y tormentoso si no fuese que las perturbaciones son aisladas y junto con las lluvias se generan pausas y breves mejoras.  Incluso el frente es oscilante y habrá de producir hoy una mejora parcial, con tiempo inestable, para volver con lluvias y tormentas de renovada intensidad durante el fin de semana.

Fuertes tormentas
El jet de vientos de altura del Oeste que generó la granizada de gran tamaño que afectó el Sur del Litoral, fue perdiendo intensidad al ser desplazado al Uruguay y luego al Atlántico por la fuerte depresión que comanda el frente. Pero todavía puede ocasionarnos algún dolor de cabeza entre el sábado y el domingo cuando se esperan nuevas y severas tormentas en nuestra región. Veamos el pronóstico en detalle:
Viernes. Tormentas moderadas, mañana y tarde en zona Norte y solo vespertinas en zonas Sur y Centro. No se esperan fenómenos de riesgo. Las lluvias serán moderadas e intermitentes. Las temperaturas también se moderarán con mínimas entre 23 y 24º y máximas entre 28 y 31º.
Sábado. Los vientos de altura generarán un proceso de convección severa con nubes de gran desarrollo vertical que permitirán la formación de granizo, aunque de pequeño tamaño. La mayor probabilidad de eventos severos será para la zona Centro, en horas de la tarde del sábado. Las temperaturas se igualarán zonalmente en 24º las mínimas y en 31º las máximas. Domingo. Habrá lluvias cortas desde temprano el domingo, las temperaturas aumentarán a 24 y 26º las mínimas, y entre 30 y 32º las máximas. La posibilidad de eventos severos se limitará a la zona Norte el domingo, con tormentas vespertinas que pueden precipitar algo de granizo en chaparrones cortos. El resto de la provincia tendrá tormentas vespertinas más moderadas.

Por Alfredo Yaquinandi

Fuente:www.TerritorioDigital.com

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina

 
Guia Turistica y Mapas de ruta
Guía de compras y servicios